¿Qué es un ataque de bots?

Un ataque de bots es un tipo de ataque que utiliza scripts, llamados bots, para sobrecargar el objetivo con tráfico, interrumpir un sitio, robar datos, realizar compras fraudulentas u otras actividades maliciosas.

Objetivos de aprendizaje

Después de leer este artículo podrás:

  • Explica qué es un ataque de bots
  • Comprende cómo funcionan los ataques de bots
  • Descubre cómo prevenir los ataques de bots

Contenido relacionado


¿Quieres saber más?

Suscríbase a theNET, el resumen mensual de Cloudflare sobre las ideas más populares de Internet.

Revisa la política de privacidad de Cloudflare para saber más sobre cómo Cloudflare gestiona tus datos personales.

Copiar enlace del artículo

¿Qué es un ataque de bots?

Un ataque de bots es un tipo de ciberataque que utiliza scripts automatizados para interrumpir un sitio, robar datos, realizar compras fraudulentas o llevar a cabo otras acciones maliciosas.Estos ataques pueden implementarse contra muchos objetivos diferentes, como sitios web, servidores, API y otros puntos finales.El objetivo de estos ataques puede variar, pero a menudo incluye robar información confidencial o causar daños a la infraestructura del objetivo.

Los ataques de bots pueden devastar a una empresa, provocando un tiempo de inactividad significativo y costoso para las organizaciones, pérdida de ingresos y daños a la reputación.

¿Qué es un bot?

Un bot, abreviatura de "robot", es un programa de software diseñado para realizar automáticamente tareas repetitivas y específicas, que puede ayudar a las organizaciones a agilizar los procesos y a aumentar la eficacia operativa. Por ejemplo, los bots de los motores de búsqueda indexan los sitios web para ayudar a proporcionar resultados de búsqueda precisos, mientras que los bots de atención al cliente están diseñados para responder a las preguntas más frecuentes y resolver los problemas comunes.

Los bots también se pueden diseñar con fines maliciosos y causar daños importantes.Los bots de malware, por ejemplo, pueden infectar ordenadores y robar información confidencial.Los bots también pueden llevar a cabo ataques de denegación de servicio distribuido (DDoS) para saturar de tráfico los sitios web y dejarlos sin conexión.

A los bots a menudo se les conoce con otros nombres, como arañas, rastreadores o bots web.

¿Cuáles son los diferentes tipos de ataques bot?

Existen muchos tipos de ataques bot, todos diseñados con un fin específico. Cualquier acción de un bot que infrinja las Condiciones del servicio de un sitio web o las reglas de Robots.txt del sitio se considera maliciosa.

Los ataques de bots incluyen:

  • Relleno de credenciales: es cuando los atacantes utilizan credenciales de inicio de sesión robadas para tener acceso a otro sitio web.Los bots eluden las funciones de seguridad integradas en los formularios de inicio de sesión de las aplicaciones web al intentar iniciar sesión varias veces y de forma simultánea desde distintos tipos de dispositivos y direcciones IP.El objetivo es mezclar los intentos de los bots con el tráfico típico de inicio de sesión.
  • La apropiación de contenido/web es cuando los bots descargan (o "se apropian") contenido de un sitio web para utilizarlo en ataques futuros.Un bot de apropiación de sitios web envía una serie de solicitudes HTTP GET y copia y guarda la información — todo esto en cuestión de segundos.
  • Los ataques DDoS y DoS se llevan a cabo con redes de máquinas conectadas a Internet, como ordenadores o dispositivos IoT.Una vez infectada la red, los atacantes envían instrucciones remotas a cada bot para saturar el servidor o red, provocando interrupciones y tiempos de inactividad.
  • El descifrado de contraseñas por fuerza bruta son ataques que utilizan bots para atacar e infiltrarse en cuentas protegidas al probar todas las combinaciones posibles de contraseñas o descifrando claves de encriptación para obtener acceso no autorizado a datos confidenciales.
  • El fraude por clic es cuando los atacantes se dirigen a anuncios de pago por clic para aumentar la clasificación de búsqueda de una página web mediante clics falsos.Un bot se hace pasar por un visitante web legítimo y hace clic en un anuncio, botón u otro hipervínculo.Al imitar patrones de comportamiento humano, puede engañar a la plataforma o servicio, haciéndole creer que usuarios reales están interactuando con los enlaces.

¿Por qué se producen los ataques de bots?

Hay muchas razones por las que se producen los ataques de bots. Los atacantes pueden utilizar ataques de bots para robar información personal o financiera, que luego pueden vender en la web oscura para obtener beneficios. Los ataques de bots también pueden utilizarse para atacar servicios web, como sitios de comercio electrónico o plataformas de redes sociales, causando la interrupción del servicio y posiblemente provocando pérdidas económicas. En algunos casos, los ataques de bots pueden utilizarse para extorsionar a las víctimas a través de ransomware. Por último, los ataques de bots los pueden llevar a cabo hacktivistas que pretenden perturbar las operaciones de una organización o entidad gubernamental específica.

¿Cómo pueden las empresas evitar los ataques de bots?

Existen varias estrategias que las empresas pueden utilizar para evitar los ataques de bots.Una forma eficaz de evitar el relleno de credenciales es implementar la autenticación de múltiples factores (AMF), que requiere que los usuarios proporcionen dos o más formas de identidad antes de concederles el acceso.Esto hace que solo los usuarios autorizados tengan acceso a la información sensible o confidencial.Añadir MFA puede evitar el relleno de credenciales o que descifren las contraseñas por fuerza bruta.

Otra forma de prevenir los ataques de bots es elaborar listas de permitidos y de bloqueados. Las listas de permitidos contienen una lista de direcciones IP aprobadas, mientras que las listas de bloqueados contienen una lista de direcciones IP denegadas, tales como las asociadas a ataques de bots. Esto ayuda a evitar que el tráfico de bots maliciosos nunca llegue a una propiedad de Internet.

Por último, el uso de software de gestión de bots puede ayudar a detectar y prevenir los ataques de bots en tiempo real mediante análisis de comportamiento, aprendizaje automático y huellas digitales. Las soluciones de gestión de bots, como Cloudflare Bot Management, utilizan el análisis del comportamiento para identificar y detectar anomalías en los patrones del tráfico. Luego, el software utiliza el aprendizaje automático para componer estos datos y entrenar a los programas de mitigación de bots para que reconozcan la actividad maliciosa.

Con los datos disponibles —hasta cientos de miles de millones de solicitudes al día— Cloudflare Bot Management es capaz de identificar eficazmente los bots buenos de los malos, al tiempo que ayuda a defender las propiedades de Internet de una amplia gama de ataques de bots. Conoce cómo Cloudflare Bot Management ayuda a detectar y bloquear el comportamiento malicioso de los bots.